Actualización COVID-19: Más información

Actualización COVID-19: Más información

Cuidado del cabello seco

4 consejos infalibles para recuperar el pelo seco

Si recientemente ha notado que no puede pasar los dedos por el pelo sin que se atasquen, o que el pelo ha cambiado de textura, lo más probable es que su melena esté sufriendo de un problema de hidratación. El pelo seco no se debe a un único motivo, y tampoco sucede de la noche a la mañana aunque en ocasiones nos parezca que sí.

Los cambios en la textura del cabello pueden deberse a numerosas causas, y muchas de ellas tienen fácil solución con solo ajustar unos hábitos y cambiar ciertos productos. Veamos cuáles son los problemas más comunes, y cómo cortarlos de raíz.

Índice


  1. Qué es exactamente el pelo seco
  2. Qué es lo que causa el pelo deshidratado
  3. Tips y trucos para prevenir el pelo seco
  4. El pelo seco tiene solución

Qué es exactamente el pelo seco

Mujer tumbada con tratamiento nutritivo en el pelo

La principal causa de sequedad en el cabello está relacionada con la hidratación: o bien el pelo no puede retenerla, o bien no está recibiendo la suficiente. 

Esto puede deberse a dos motivos:

  • El cuero cabelludo no produce suficiente sebo. Aunque nos empeñemos en lavar constantemente la grasa del pelo, en realidad nos enfrentamos a un mecanismo natural del cuero cabelludo para protegerlo y mantenerlo correctamente hidratado. Cuanto más a menudo lavamos el pelo muy seco, más posibilidades de que éste reaccione descompensando el sebo en la raíz y la sequedad de las puntas, llevando a la cabellera a un círculo vicioso que es difícil de romper.
  • El cabello no es capaz de retener la hidratación. En estos casos, la cutícula del pelo está dañada: las diferentes capas de proteína se separan, y dejan de proteger al cabello de agentes externos dañinos, impidiendo sellar la hidratación dentro de cada hebra.

Estos dos problemas pueden derivar tanto en la descamación e incremento en la producción de caspa en el cuero cabelludo, como en la sequedad en las puntas, que aparecen abiertas y dañadas. 

Aún así, no hay que desesperarse o recurrir inmediatamente a la tijera. Ajustando ciertos hábitos podemos incorporar una rutina específica de cuidado del cabello seco a nuestro día a día.

ANÁLISIS CAPILAR GRATUITO
100% sin coste y sin compromiso

¿Cuál es la causa del pelo deshidratado?

Existen varias razones que provocan que el cabello se deshidrate, y que tienen que ver con nuestros hábitos de higiene del pelo:

Lavar en exceso

La gran mayoría de champús que se pueden adquirir en droguerías están formulados con los mismos compuestos que se añaden a un producto detergente de los que usamos en casa. 

Estos compuestos arrasan con el sebo presente en el cuero cabelludo, incitando al mismo a producir más del que debería. Como consecuencia, las raíces del pelo se vuelven más grasas, y las puntas, más secas.

Abusar de herramientas de calor

Como por ejemplo secadores, pero muy especialmente planchas para el pelo. Este tipo de herramientas, si no se usan con un protector de calor, destruyen la delicada cutícula de queratina, y hacen que el pelo pierda su hidratación natural de forma progresiva. 

Utilizar la plancha sobre el cabello húmedo también tiene contraindicaciones, el vapor que genera la máquina al entrar en contacto con el pelo acaba “cociendo” el cabello y destruyéndolo.

Exposición a los elementos

No es ningún secreto que el cabello se daña más fácilmente en verano. Esto es así por su exposición a los elementos: pasamos más horas al sol, la radiación solar es más directa que en invierno, nos bañamos en la playa o la piscina… 

Si el pelo no se protege de la misma manera que protegemos nuestros ojos o nuestra piel, la temporada estival acaba pasando factura en forma de cabello seco o dañado.

Tintes, decoloraciones y permanentes

Para aplicar un tinte, a menos que se tenga un rubio natural muy claro, primero hay que decolorar por completo el cabello. Para ello se emplean compuestos químicos muy agresivos, que multiplican la porosidad del pelo a fin de que pierda la melanina que le da color. 

Este proceso obviamente no solo afecta a la melanina: el cabello poroso pierde también su hidratación. Tener el cabello teñido y al mismo tiempo hidratado es una tarea muy difícil, que requiere muchísimos cuidados y una gran inversión en productos profesionales.

Tips y trucos para prevenir el pelo seco

Secador y cepillo en el cabello

En consejo más importante en el cuidado del cabello seco es prevenir más que curar. Es decir, prevenir que la hidratación se escape del pelo antes de tener que cortarlo.

Dependiendo de cuál sea el origen de la sequedad en el pelo, es posible tomar diferentes vías de acción:

  1. Cambios en los hábitos de lavado. En lugar de lavarlo todos los días, intente espaciar los lavados para dejar que la producción de sebo se autorregule. Esto tiene dos ventajas: menos detergentes en el pelo, y menos ocasiones para secar el cabello con un secador o pasar la plancha. Evite el agua muy caliente, y procure terminar siempre con un chorro de agua fría para sellar la cutícula.
  2. Aplique una mascarilla hidratante. Los acondicionadores y mascarillas son productos sellantes formulados específicamente para que primero se aporte hidratación al pelo, y después se selle el cabello para que dicha hidratación no se escape. Opte siempre por productos sin siliconas ni parabenos, y que tampoco incorporen alcohol. 
  3. Peines de fibras naturales. La acción mecánica de peinar y cepillar el cabello puede acabar dañándolo, especialmente si usamos la herramiento incorrecta en el momento menos adecuado. Invierta en peines y cepillos de calidad, elaborados con fibras naturales, y siga siempre el mismo proceso, empezando por secciones pequeñas en las puntas, y progresando hacia arriba en dirección a la raíz. Utilice el cepillo solo cuando el cabello se haya secado por completo, para distribuir los aceites naturales del pelo.

Igualmente, los productos de cuidado enriquecidos con biotina y otros nutrientes esenciales aceleran la reparación de la cutícula, y mantienen la hidratación natural del pelo por más tiempo.

Remedios caseros para el cabello seco

Para prevenir la pérdida de hidratación del cabello lo mejor que podemos hacer en casa es intentar sellarlo. En este sentido, los aceites pueden ayudar a que la humedad no se escape del interior de la hebra. Algunos de los más nutritivos para el pelo son el aceite de oliva, el aceite de argán, el de coco o el de almendra.

Podemos optar por un tratamiento de pelo seco intensivo o a modo de acondicionador diario:

  • Mascarilla. Aplíquelo una vez a la semana sobre el pelo húmedo, de raíces a puntas, intentando no engrasar en exceso la raíz. Cubra la cabeza con un gorro de ducha o una toalla, y déjelo actuar un mínimo de 20 minutos. En algunos casos, es posible tratar el pelo seco con una mascarilla casera durmiendo toda la noche con el cabello envuelto en una toalla. Después del tratamiento, lave el pelo con normalidad.
  • Acondicionador. También es posible usar aceite en el pelo a diario, directamente sobre el cabello seco, y una vez haya terminado de peinarlo. Utilice solo tres o cuatro gotas, distribuyéndolas de medios a puntas de manera uniforme, para sellar las zonas más quebradizas.

Si estos trucos no funcionan a corto o medio plazo, es conveniente consultar con un dermatólogo para identificar otras posibles causas del sequedad en el cabello. 

En ciertos casos, este problema estético puede estar relacionado con un problema subyacente de salud, incluyendo una carencia vitamínica (por ejemplo, falta de B12 en personas veganas o vegetarianas), un problema de malnutrición severa, o un problema hormonal como el hipotiroidismo.

El pelo seco sí tiene solución

El pelo muy seco puede tratarse en casa simplemente con prestar atención a qué estamos haciendo mal en nuestra rutina de cuidado y reajustando unos pocos detalles. En ciertos casos, una vez las puntas estén dañadas y no sea posible repararlas, conviene cortar el cabello a tiempo para prevenir la progresión del daño.

La sequedad del pelo puede estar relacionada con un problema subyacente, ya sea hormonal, de alimentación, u otras dolencias de salud. En estos casos, lo mejor es consultar con un especialista para determminar exactamente cuál es el mejor tratamiento a seguir.

No Comments yet!

Your Email address will not be published.