Alimentos con vitamina D para pelo fuerte

¿Es buena la vitamina D para el pelo y la alopecia?

Es de conocimiento popular lo importante que es la vitamina E para el pelo, la piel y las uñas. Muchos toman suplementos de esta vitamina para mejorar su aspecto y salud. Poco, sin embargo, se habla de la influencia de la vitamina D para el pelo y casi nadie sabe que algunas personas con alopecia suelen tener deficiencias de esta vitamina. ¿Por qué? Y, al tratarse, ¿se frenaría la alopecia también?

En realidad, las causas de caída de cabello son muchas. Hay diferentes formas de calvicie, y la química del cuerpo juega un rol fundamental en su aparición o desaparición. Lo que sigue es una explicación sobre el papel de la vitamina D en la incidencia de la enfermedad y su tratamiento.

Índice


  1. Vitamina D, pelo y exposición al sol
  2. La vitamina D para el pelo y el sistema inmunitario
  3. ¿Sirven los suplementos de vitamina D para la alopecia?
  4. Deficiencia de vitamina D: cabello frágil y alopecia

Vitamina D, pelo y exposición al sol

Hay que desmentir el mito de la vitamina D y el sol. Aunque es 100% real que es la mayor fuente de la misma, solo es necesario una exposición parcial al sol, de unos pocos minutos, para que el cuerpo la produzca. Los rayos solares permiten que absorbamos el 90% de esta vitamina, y a diferencia de lo que se cree popularmente, no es la única fuente.

El otro 10% proviene de la alimentación, como ocurre con la mayoría de las vitaminas. En países con poca exposición al sol o durante el invierno, el consumo de alimentos ricos en vitamina D es fundamental para mantener niveles correctos de este nutriente. Algunos alimentos que la contienen son:

  • el atún
  • el aguacate
  • los huevos
  • las setas
  • y la leche enriquecida

Una vez que el cuerpo la recibe, la vitamina D se metaboliza en el hígado y los riñones y se transforma en materia prima para el hueso, las hormonas, y las células del sistema inmune. De ahí que los principales síntomas de deficiencia se manifiesten en estas áreas.

Los problemas más comunes relacionados con la carencia de vitamina D son fragilidad de los huesos y debilidad muscular, aunque también puede afectar al sistema inmune y provocar la caída del pelo.

La vitamina D para el pelo y el sistema inmunitario

Todo apunta a que la vitamina D es un nutriente indispensable para el cabello, y un factor decisivo en la manifestación de la caída. La carencia de vitamina D interfiere con el desarrollo del ciclo de crecimiento del pelo, y está relacionada con la aparición de problemas autoinmunes.

Para entenderlo, tenemos que revisar la interacción entre el sistema inmune y el cabello: el folículo piloso goza de una inmunidad privilegiada, ya que las células blancas se concentran en el área para mantenerla sana. La vitamina D en el pelo ayuda a que los procesos inmunes logren distinguir entre bacterias y tejido normal.

Cuando no existe esta distinción, tiene lugar a una reacción autoinmune contra este tejido: volviéndolo débil y vulnerable, y alterando el ciclo del crecimiento del cabello. El pelo cae antes de tiempo y le cuesta volver a crecer. 

Además, la vitamina D modula la producción de linfocitos T, esas células inmunitarias que sirven de guardianes ante las amenazas serias y repentinas en el cuerpo.

¿Sirven los suplementos de vitamina D para la alopecia?

Suplementos de vitamina D

La deficiencia de vitamina D puede causar un sistema inmunológico débil, fragilidad en los huesos, depresión y problemas para cicatrizar. Por lo que acabamos de ver, podemos también sumar el pelo quebradizo y su caída. Esto es especialmente prevalente en personas que, además, tienen una predisposición genética e historia familiar de alopecia.

Ciertamente, los suplementos de vitamina D pueden ayudar cuando existe una carencia, pero sin abusar. El consumo excesivo de vitaminas puede afectar igualmente a la salud. Si desea aumentar las dosis de vitamina D para el pelo, consulte primero con su médico y considere de forma tópica sobre el cuero cabelludo y el pelo.

Este tipo de aplicación de la vitamina D para la alopecia androgenética es la más recomendable, ya que actúa directamente en el pelo y el riesgo de hipervitaminosis es casi nulo. Muchos productos para el cabello destinados a la prevención y tratamiento de la alopecia contienen este ingrediente, incluidos champús, cremas y otras formas de aplicación.

Nuestro champú con biotina y queratina es el complemento perfecto para una terapia con vitamina D. Estos productos tienen un efecto directo en el cabello y están destinado a tratarlo y fortalecerlo desde la raíz. Es una alternativa segura para nutrir el pelo en profundidad, para que sea más abundante y denso, que crezca mejor y no se caiga.

Deficiencia de vitamina D: cabello frágil y alopecia

La vitamina D tiene muchas funciones en el cuerpo, y es popularmente utilizada para evitar problemas de densidad en los huesos. Ciertamente, una deficiencia puede causar que éstos sean frágiles y otros problemas, como debilidad muscular y problemas inmunes. Sin embargo, también se ha encontrado una asociación importante entre vitamina D y el pelo.

Muchas personas con alopecia tienen una deficiencia de la misma. Aunque la asociación no se ha estudiado del todo, se piensa que los niveles bajos de esta vitamina causan problemas autoinmunes en el cuero cabelludo. El cuerpo se hace incapaz de distinguir al tejido normal y lo ataca.

Por eso, es importante considerar la vitamina D para el pelo como parte del tratamiento y la prevención de la alopecia. Otros tratamientos pueden ser útiles si el problema de base no es una deficiencia de vitamina D, como el uso de minoxidil o incluso un trasplante capilar en casos avanzados de alopecia.

Sin duda existen muchas opciones, cada una destinada a un paciente en particular, y su médico podrá guiarle para encontrar las mejores opciones adaptadas a su tipo de alopecia y sus posibles causas.

¡Todavía no hay comentarios!

Su dirección de correo electrónico no será publicado.