Hombre joven con entradas en el cabello

¿Es posible hacer un injerto capilar en las entradas?

El cambio de estación, desajustes hormonales o nutricionales y el estrés son algunas de las causas de la pérdida de pelo transitoria. Sin embargo, en algunos casos la caída puede estar relacionada con otro tipo de condiciones o patologías, o tener un componente genético.

Si estos casos, es recomendable realizar un análisis capilar para determinar la progresión de la alopecia, y evaluar las distintas opciones disponibles y el mejor momento para cada tratamiento a cabo. Veamos con más detalle en qué consiste un injerto capilar en las entradas.

Índice


  1. ¿Es necesario hacer un injerto capilar solo en las entradas?
  2. Metodología del injerto capilar en las entradas
  3. ¿Cómo son los resultados?
  4. Conclusión: beneficios del microinjerto capilar

¿Es necesario hacer un injerto capilar solo en las entradas?

La alopecia androgenética tiene factor hereditario, y está relacionada con un aumento de actividad de la hormona DHT en el folículo piloso, haciéndolo cada vez más pequeño hasta que es incapaz de producir cabellos nuevos. Es un problema que afecta mayoritariamente a los hombres, aunque algunas mujeres también pueden sufrirla. Las áreas más afectadas por este tipo de caída suelen ser la zona frontal de la cabeza y la coronilla. De ahí que el injerto capilar en las entradas sea una consulta frecuente entre pacientes de clínicas capilares.

En estos casos, el paciente empieza a notar un adelgazamiento del cabello en estas dos regiones, por lo general en la veintena, aunque puede aparecer también a los 30 o a los 40. El pelo se debilita y comienza a caerse, dejando estas zonas con una menor densidad en comparación con otras áreas de la cabeza. A medida que la alopecia progresa con la edad, el área de las entradas y la coronilla pueden llegar a unirse. En los casos más serios, el paciente acaba por perder gran parte del cabello.

La progresión de las entradas en la escala de Norwood

La escala Norwood es una herramienta de medición de progresión de la calvicie capaz de identificas hasta 7 grados de alopecia. El número más bajo corresponde a una alopecia incipiente, y el máximo, a la ausencia total de pelo en la zona superior de la cabeza.

Una vez identificadas las causas, y establecido el nivel y patrón de alopecia, el especialista pautará el tratamiento a seguir por el paciente. Aunque el implante capilar en las entradas es posible y recomendable en ciertos casos, no es la solución perfecta para todos los pacientes. En personas muy jóvenes, por ejemplo, la progresión de la alopecia aún seguirá su curso durante varios años hasta alcanzar su estadio definitivo. Un trasplante temprano en las entradas podría acabar dejando un patrón de cabello indeseado, con zonas pobladas en la línea del pelo y la nuca, y despobladas en la zona parietal.

Metodología del injerto capilar en las entradas

Hombre con entradas y falta de pelo en la coronilla

Un implante capilar en las entradas puede llevarse a cabo de diferentes maneras, en función de la técnica empleada por el cirujano. Recordemos que siempre hay que tener en cuenta las características personales de cada paciente, así como sus necesidades y preferencias.

Para conseguir un implante de entradas con éxito, dos metodologías quirúrgicas que se emplean con frecuencia son la técnica FUE y la técnica DHI.

Técnica FUE

La técnica de trasplante capilar FUE consiste en la extracción de microinjertos de la zona donante (posterior y lateral) e inserción en la zona receptora (entradas), de forma individual. El cirujano establecerá en un análisis previo la línea del cabello, bajando las entradas al nivel más adecuado en función del número de unidades foliculares disponibles y la densidad capilar requerida.

Técnica FUSS

Previo al éxito de la técnica FUE, la técnica FUSS fue durante años el proceso de trasplante capilar en las entradas más popular. A diferencia de la extracción individual de injertos, este método extrae una fina línea de piel de la parte posterior de la cabeza, de la cual se obtienen las unidades foliculares para el trasplante. Su principal desventaja frente a la técnica FUE es la presencia de una cicatriz en el área donante, posterior al trasplante.

Técnica DHI

Muy similar a la técnica FUE, la técnica DHI utiliza una implantadora especial llamada lápiz Choi, que permite injertar el cabello de forma rápida y directa, sin necesidad de abrir canales previos con un bisturí.

¿Cómo son los resultados?

Hombre con cabello fino y oscuro

El resultado de una intervención capilar en las entradas suele ser altamente satisfactorio para los pacientes que se enfrentan a un déficit importante de pelo. El aspecto final de la línea de nacimiento del cabello resulta muy natural y con un pelo de calidad gracias a los avances en este campo en los últimos años.

Es importante tener presente que ara lograr los mejores resultados, el paciente debe seguir a rajatabla las pautas proporcionadas por el cirujano. Gran parte del éxito del injerto capilar en las entradas sucede en casa: evitando la fricción o el roce sobre la zona tratada, las actividades que conllevan sudoración, o durmiendo en la posición adecuada, entre otras recomendaciones. Los folículos trasplantados comenzarán a producir pelo visible pasados los primeros 4 o 5 meses, y el cambio en las entradas será notable al cabo de un año.

Conclusión: beneficios del microinjerto capilar

Un injerto capilar en las entradas puede reportar grandes beneficios en los siguientes casos:

  • Si desea recuperar la densidad perdida en las entradas o revertir la recesión de la línea de nacimiento del pelo.
  • El trasplante del cabello incide de manera muy positiva en la calidad de vida de las personas afectadas por una pérdida de cabello considerable. Con el implante capilar se puede contribuir a mejorar la autoestima, así como la capacidad de integración sociolaboral y emocional.

En definitiva, lo que se busca con las técnicas actuales de injerto capilar es un efecto natural y satisfactorio para el paciente. Lejos quedan las intervenciones con efecto ‘pelo de muñeca’: se trata de una metodología óptima, que presenta múltiples beneficios para los pacientes afectados por cualquier tipo de alopecia.

Si quiere poner fin a un problema de caída en las entradas del cabello, es necesario llevar un estudio previo personalizado para poder conocer el origen de la alopecia. Si desea conocer más al respecto, no dude en ponerse en contacto con el equipo de atención al cliente de Elithairtransplant. Le guiaremos paso a paso en su análisis capilar individualizado, y responderemos a todas sus preguntas relacionadas con la recuperación del cabello siguiendo las técnicas mencionadas anteriormente.