alopecia trasplante capilar

La Alopecia

En este artículo  aclaramos todas las dudas sobre qué es la alopecia, los tipos de alopecia que existen, su diagnóstico y posibles tratamientos, incluso la recuperación del pelo perdido.

No pierda atención a toda la información que contamos a continuación.

Índice


  1. ¿Qué es la alopecia?
  2. Tipos de alopecia
  3. Tratamientos contra la Alopecia
  4. El trasplante capilar, tratamiento eficaz contra la calvicie

¿Qué es la alopecia?

La alopecia se suele conocer comúnmente como calvicie. Esta “dolencia” es mucho más habitual de lo que se piensa, y sin embargo es bastante desconocida por la gente. Para el común de los mortales hay calvos y gente que tiene pelo, pero no se profundiza más en las razones por las que aparece la alopecia, en si existen tipologías diferentes o en los tratamientos de la calvicie a los que puede someterse una persona que la sufra.

Tal y como te hemos comentado anteriormente Alopecia y Calvicie son palabras sinónimas, tienen el mismo significado y responden al mismo problema médico.

Perder pelo es algo habitual. Se calcula que toda persona pierde entre 70 y 100 pelos por día de su cabeza. El problema reside en aquellas personas que superan el umbral del centenar. Las personas que pierden más de 100 pelos por día son personas que sufren Alopecia.

Y esta dolencia la sufren alrededor del 50% de los hombres y del 30% de las mujeres. Como ves, muchísima más gente de la que pensabas, ¿verdad?

¿A qué se debe esta pérdida de cabello?

Pues existen diferentes motivos que desencadenan la pérdida de pelo.

Por un lado está el estrés al que sometemos a nuestros cuerpos. Estrés psicológico como el estrés laboral, o estrés ambiental, como la contaminación.

Los desequilibrios hormonales también pueden provocar la pérdida de cabello.

Muchos medicamentos también producen calvicie, al igual que muchas enfermedades, que a su vez requieren de medicamentos y provocan estrés. Como puedes ver, todo está relacionado.

Tipos de alopecia

No todas las calvicies son iguales, y dependiendo de su origen y consecuencia vamos a poder distinguir entre diferentes tipologías.

La Alopecia más común y extendida es la Alopecia Androgenética. Este tipo tiene un componente genético muy marcado, por lo que no va a ser posible prevenirla. Si está en tu ADN el que sufras calvicie difícilmente vas a poder evitarlo.

También existe la Alopecia Areata que provoca calvas circulares en el cuero cabelludo.

La Alopecia Fibrosante por su parte se localiza en la zona frontal de la cabeza y es la que va retrasando la línea de nacimiento del cabello en la frente de las personas.

Si es general y afecta a todo el cuerpo se trata de una Alopecia Universal, y es una enfermedad autoinmune que acaba atacando al propio cabello del organismo.

Por último cabe destacar las Alopecias Difusa, cuando no es localizada, y Cicatrizal, si se debe a una zona en la que ha existido una herida y posterior cicatriz.

Sí, no son pocas, pero lo más seguro es que si sufres calvicie sea androgenética.

Tratamiento contra la alopecia

Tal y como te hemos comentado en el apartado anterior desgraciadamente no existe una prevención eficaz frente a la calvicie.

Sin embargo sí que existen tratamientos medicinales que pueden ayudarte a combatirla. Puedes leer sobre este tipo de medicamentos en nuestro artículo del blog.

Se trata de tratamientos que no van a requerir cirugía alguna, y van a estar centrados la medicación.

Del otro lado está la opción del tratamiento quirúrgico: El trasplante o injerto capilar.

El injerto capilar, el único tratamiento eficaz contra la calvicie

Sí, el injerto capilar es un tratamiento que conlleva una cirugía. Vale que se trata de una intervención de unas pocas horas, con anestesia local, y que en el mismo día, sin hospitalización alguna, puedes volver a tu hogar. 

¿En qué consiste este tratamiento?

Existen diversas técnicas, como la FUT o de la tira, que normalmente no es la más recomendada ya que puede dejar una cicatriz, la técnica FUE que es la menos invasiva, consiste en injertar folículos capilares sanos en las zonas de tu cabeza en las que sufres calvicie. De esta manera nacerá pelo nuevamente en esa zona.

Tras someterte a un trasplante capilar deberás tener cuidado las primeras 48h, completar el tratamiento de analgésicos y antibióticos, llevar un estilo de vida sano sin alcohol ni tabaco y tener paciencia.

Al mes de ser trasplantado comenzará a nacer el nuevo pelo en las zonas injertadas, y crecerá mes a mes a una velocidad de 1-2 centímetros cada mes.

Finalmente, pasado un año o tal vez antes  podrás disfrutar del resultado óptimo del proceso por el que has apostado.

Como ves no parece nada complicado, pero sí que es verdad que supone un tratamiento que lleva un tiempo de aproximadamente 1 año para ver los resultados de manera completa y lucir una cabeza bien poblada de cabello.

¡Todavía no hay comentarios!

Su dirección de correo electrónico no será publicado.